ALIMENTO PARA EL ALMA

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin

ALIMENTO PARA EL ALMA

TCA_1

Alimento para el alma

En una sociedad obsesionada con la imagen y la opinión que los demás tienen de nuestro físico, libramos una batalla tan insensata como estéril contra el paso del tiempo. Vivimos rodeados de personas con una apariencia tan apolínea en el exterior como frágil en su interior. Cuanto más atractivo es su aspecto físico, más adolecen de madurez para encarar el proceso de envejecimiento con una actitud de aceptación y de bienvenida por el regalo de peinar canas mientras contemplamos cómo pasa la vida. La arruga no sólo es bella, sino que es la carta de presentación de una personalidad que tiende al equilibrio por haber aceptado la vejez como algo tan inevitable como lógico, amén de un privilegio si una relativa buena salud acompaña.

 

TAC_·

Trastorno de la conducta alimenticia

¿Realmente caemos en la cuenta de los estragos que causa a nivel de la salud física y mental la dictadura de la apariencia física? La respuesta clara e inmediata es un NO rotundo. Basta con prestar atención a los rostros de muchas celebridades y personajes famosos para contemplar con horror los estragos del bisturí en unos rostros que pertenecen a frágiles almas, a niños eternos que no son capaces de aceptar que la vida es un regalo precioso que viene con un contrato ineludible en el que el paso del tiempo es una cláusula que impone su cumplimiento a todos sin excepción.

TCA_4

Bulimia y anorexia

Si echamos una mirada a nuestro alrededor, cada día nos cruzamos con personas que se han perdido el respeto a sí mismas y cuya autoestima es tan baja que no han dudado en someter al espejo de su alma, la cara, a un injusto y durísimo castigo. Han pasado por un quirófano no por cuestiones de salud urgentes y perentorias, sino por capricho, moda, presión social, inseguridad psicológica o bien por una suma de todo ello.

Detrás de un rostro retocado hasta el destrozo, puede ocultarse desde un pueril afán de jugar a dioses hasta una vanidad infinita, pasando por una colección de carencias afectivas y educacionales. Y si a ello le añadimos el infierno de estar atrapado en las redes de un trastorno de conducta por la vía alimentaria, tenemos motivos suficientes para preocuparnos y decidir contribuir a plantar cara a una situación que requiere tantas dosis de comprensión como de acción cabal.

Detrás del escaparate que un mundo obsesionado con la imagen mantiene (sin reparar en las consecuencias de los problemas que genera) hay víctimas que sufren y hacen sufrir lo indecible mientras luchan por salir de una tupida red de placebos, mentiras y autoengaños. Entretanto, sus familias y amigos tardan lo suyo en construir una plataforma de apoyo en la que la ayuda clínica es tan decisiva como las grandes dosis de aceptación de la realidad, la comprensión y el cariño.

tca_5Una dieta diaria tan generosa en palabras y gestos amables como en hechos acertados, ayuda a que muchas víctimas de sí mismos (y de una sociedad de consumo obsesivamente narcisista) sientan que realmente hay salida del callejón en el que se encuentran. Sólo así serán capaces de aprender a construir una nueva relación consigo mismos -y con los demás- basada en la aceptación del paso del tiempo, el envejecimiento y la finitud de la vida. Y como complemento perfecto, estemos siempre dispuestos a entregar comida. Comida para el alma. En generosas raciones y en estricto cumplimiento de un sano régimen alimenticio repleto de inteligencia emocional, empatía, respeto y amor al otro. Porque el otro es nuestro espejo.

El equipo de : Construyendo Relaciones, un programa de radio de Ona de Sants Montjuïc en 94.6 FM, www.construyendorelaciones.com

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin
Publicado en Amor, General, Relaciones Humanas y etiquetado , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *