Ración de Saludos con SONRISA

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin

“Nunca te olvides de sonreír porque el día que no sonrías será un día perdido”.

Sir Charles Spencer Chaplin

fondo-preciosa-sonrisa-de-paul-walkerNuestro ser alberga en lo más profundo una reserva de esperanza e ilusiones que siempre hace su aparición cuando sonreímos. No se puede empezar el día sin esperanza ni ilusiones, por pequeñas que éstas sean. El hecho de blandir una sonrisa logra el muy loable objetivo de mejorar notablemente la comunicación entre personas, además de ejercer de combustible emocional que nos impulsa, llena de endorfinas y dota de un estado de ánimo que nos ayuda a encarar las dificultades que la vida nos presenta con frecuencia. Por el módico precio de un gesto de natural afabilidad, la transacción resultante beneficia tanto a quien la ofrece generosamente como a quien la recibe. Es síntoma de salud, vitalidad y de estar predispuestos a relacionarnos socialmente de manera asertiva, eficaz y con una indisimulada propensión a la satisfacción y a experimentar una gratificante sensación de realización personal.

¿Es la sonrisa una buena carta de presentación? ¡Desde luego! Y además con el franqueo pagado: es gratis. Cuando saludamos sonriendo, logramos la cooperación de la inteligencia en forma de sentido del humor. Convertimos nuestras vidas en un sendero que transitamos con una actitud proclive a hacer más llevadero cualquier tipo de contratiempo o adversidad. Por esta razón cuerpo, mente y alma reciben cada sonrisa con el mismo alborozo que el sediento un trago de agua. Cada día de nuestras vidas deberíamos enviar mensajes con franqueo pagado y sellados con una sonrisa.

Imaginemos, por un instante, una verdadera lluvia torrencial de sonrisas que inundase las calles, plazas y avenidas de nuestras ciudades. ¿Qué medidas tomarían las autoridades? ¿Dispondrían la puesta en marcha de dispositivos de emergencia anti-sonrisa? ¿Surgirían chivatos colaboracionistas dispuestos a localizar y denunciar a todo “peligroso social” que sorprendiesen sonriendo más de lo que estimasen “normal”? Mientras tratáis de imaginar la situación, os pedimos que esbocéis una sonrisa cómplice, repleta de la decidida voluntad de caminar por las calles y abrir fuego a discreción disparando sonrisas, recibiendo otras a modo de sano intercambio de disparos incruentos y dispuestos a morir acribillados por el fuego amigo de sonrisas provenientes de nuestro entorno y de otras personas que no nos conocen pero que nos mandan una inequívoca señal de empatía, franqueada, gratuita y sellada en forma de sonrisa. Invitémonos unos a otros a unas tapas de saludos y no nos privemos de catar las más sugestivas delicias culinarias provenientes del imaginario bar Relaciones.

¡Marchando una ración de saludos con sonrisas! Invita la vida…

El equipo de: Construyendo Relaciones, un programa de radio de Ona de Sants Montjuïc en 94.6FM  www.construyendorelaciones.com

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin
Publicado en General, Relaciones Humanas y etiquetado , , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *