Relación de Pareja y Gestión del Dinero

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin

dinero-parejaNo hace falta ser un reconocido experto en materia de psicología o economía para subrayar la decisiva influencia de la gestión del dinero en las relaciones afectivas. Numerosos especialistas en temas de pareja coinciden en señalar que lo más adecuado es hablar sin tapujos sobre la cuantía de los recursos económicos y cómo gestionarlos. Si es posible, se debe tratar este delicado asunto antes de ponerse a vivir bajo el mismo techo, tratando de lograr que las expectativas de ambos miembros de la pareja queden satisfechas a través de un diálogo sincero y tendente al acuerdo.

pareja_discusion_dinero_intSon muy frecuentes las fricciones y roces que desembocan en serios desencuentros con el dinero como telón de fondo. Junto con al sexo, los recursos financieros conforman uno de los aspectos de la relación que más sufre las consecuencias que se derivan del tira y afloja constante. Cuando la intimidad de la pareja está contaminada por problemas de dinero, los desacuerdos en la manera de afrontar gastos y deuda suelen culminar en desavenencias sexuales. Inclusive, no es extraño que uno trate de doblegar al otro insistentemente utilizando su ventajosa posición económica como arma de presión o chantaje.

Actuar de común acuerdo favorece la confianza mutua e impulsa una intimidad exenta de problemas graves e incluso irresolubles. Por esta razón, deberíamos adoptar siempre un enfoque práctico: debemos saber cuánto dinero tiene el otro, cuánto puede aportar y qué disposición tiene a compartir, así como si el modelo de gestión será mancomunado o individual. Desde el primer momento, ha de quedar tan claro como el agua si lo mío es mío, lo tuyo es tuyo o si tenemos la mutua intención de compartir ingresos y beneficios. En la salud y en la enfermedad, a las duras y a las maduras.

Relacion_Dinero_ParejaMuchas parejas optan crear un fondo común, mientras que otras prefieren que cada cual maneje individualmente su dinero y contribuya a afrontar los gastos de la casa de modo proporcional a sus ingresos. Sea cual sea el modelo escogido por mutuo acuerdo, la clave reside en ser coherentes y honestos e inclinarnos por una gestión realista de los ingresos y los gastos surgidos del compromiso y los valores comunes.

A la hora de resolver desavenencias económicas, una amplia mayoría de especialistas aconseja que nos sentemos a conversar con nuestra pareja y hablemos claramente de las dificultades que estamos teniendo y de cómo comprometernos para resolverlas. Ni que decir tiene que llevar una buena organización de la economía requiere controlar los gastos, reducir las deudas y tener un orden de prioridades que diferencie entre lo verdaderamente importante y necesario y lo que no lo es.

En suma, en lo tocante al dinero-como en el resto de esferas de la vida de la pareja- siempre deben imperar la mutua confianza y una práctica fruto del diálogo sincero. Sentar las bases de una economía bien gestionada es apostar por construir una relación con sólidos cimientos que puede pasar el examen del tiempo con todas las garantías.

El equipo de: Construyendo Relaciones, un programa de radio que se emite por Ràdio Kanal Barcelona en 106.9 FM, www.construyendorelaciones.com

Facebooktwittergoogle_pluspinterestlinkedin
Publicado en General, Relaciones, Relaciones de Pareja y etiquetado , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *